Desde la HOFA de Londres os traemos “Sensory Portraits” de Ilhwa Kim

De la mano de la artista coreana Ilhwa Kim, nos llega una nueva colección de cuadros que no dejó a nadie indiferente durante la apertura de la exposición en la renombrada galería HOFA de Londres.

Ilhwa Kim presentó una serie de cuadros bajo el nombre de “Sensory Portraits”, o “Retratos sensoriales” en español. Cada uno de los cuadros se compone de miles de unidades de rollos de papel Hanji, un tipo de papel muy importante en la tradición asiática, conocido por su durabilidad en comparación a otros tipos de papel. Para conseguir crear los “universos” (tal y como los describe Ilhwa Kim), la artista tuvo que utilizar maquinaria especial para cortar cada lámina de papel Hanji y un ventilador especialmente diseñado para secar cada uno de los rollos que a su vez fueron enrollados uno por uno por la artista.

Cada cuadro en la exposición parecía contar un gran número de historias, los rollos de papel Hanji fueron distribuidos en patrones lineales, circulares, por colores y por tamaño, creando gran número de formas y generando una gran sensación de profundidad.

Los ‘‘Retratos blancos’’ fueron quizá la joya de la exposición. Murales en los que el color predominante era el blanco y colores muy vivos creaban formas dentro del fondo blanco. Uno de los acompañantes de la artista nos comentaba como “Kim quiso crear una serie de universos en el que el color predominante no fuese el negro, sino el blanco, y que los demás colores corresponderían a todos los objetos suspendidos en el espacio.”

El verde y el azul también fueron colores muy presentes en la colección y aunque ninguno de los cuadros mostraba una imagen realista, los asistentes parecían ser capaces de identificar un gran número de motivos, tal como el que mira a las estrellas o a las nubes intentando recrear un objeto en su mente.

Para la creación de cada una de las piezas expuestas, Ilhwa Kim empleó una media de tres meses, la artista ha mantenido en cuenta la tradición coreana en todo momento, pero al mismo tiempo ha sido capaz de crear un mundo paralelo de formas y colores, ayer la artista nos dejó algo muy claro: El universo de Ihlwa Kim es profundo, delicado y cambiante y ayer, dejó a todos los asistentes sin palabras.

Post Relacionados

Llevo tres años en el Reino Unido intentando descubrir a dónde pertenece. Soy un apasionado de la vida y el mundo y el perfecto estereotipo millennial.